En la escuela nos enseñaron que los superlativos son aquellas palabras que utilizamos cuando queremos comparar a una persona, una cosa o una cualidad destacando grandeza o superioridad.