Me encantan las frases de El Principito. Recuerdo que le hice comprar a mi mamá este libro cuando era pequeña. No entendía nada de lo que leía. Demasiado profundo para una niña que no ha vivido nada 😅.

Esta frase me recuerda que debo cuidar mis palabras cuando me enojo. Ser prudente al momento de dar una opinión. Saber a quién le digo las cosas y a quien no. Jamás generalizar. Fácil ¿no?

Hermann Keyserling dice que generalizar siempre es equivocarse. Aquella típica frase ‘’todos son iguales’’ no es una verdad universal.

¿Si toda la ropa es igual, porque hay tantas marcas? Hay muchas cosas que no conocemos. Así que generalizar es un argumento no válido. No todos los hombres son malos ni todas las religiones tampoco.

En mi opinión, generalizar es un error porque trae consigo el prejuicio. Por tener una mala experiencia con algún empleado de una tiendo no quiere decir que toda la tienda es mala. Si generalizo el comportamiento de todos los empleados por la experiencia de uno, estoy juzgando a un grupo de personas que no conozco.

¿Qué crees?

Que tengas un feliz día y hasta la próxima reflexión,

Karina Petit

Copywriter con complejo de pensadora.

The Storyteller Wannabe.


También me encontrarás como:

YOUTUBE: The Storyteller Wannabe

INSTAGRAM: @karinapetitr

TWITTER: @karinapetitr


KARINA PETIT
Ayudo a las marcas a crear contenido que llame la atención a través del Copywriting. Creadora del blog El Pensamiento de Ka. Contar historias es mi parte favorita del Copy.
0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Leave a Reply

Your email address will not be published.

¿Te gustaría recibir la reflexión directamente a tu correo? Anótalo aquí.

4 + 3 = ?